domingo 17/10/21

Madre de Dios: “Sine Do End Dari” se celebró con danzas, concursos y representaciones culturales

'El festival de mi tierra' se realizó este año en la comunidad de Isuyama.
Foto: Bicentenario Perú
Foto: Bicentenario Perú

Este 27 de septiembre se celebró el festival de mi tierra 'Sine Do End Dari', en la comunidad de Isuyama, ubicada en el Corredor Turístico Bajo Tambopata. Con danzas amazónicas, eventos gastronómicos, exhibición de artesanía, trajes típicos y una muestra fotográfica, se realizó este evento en el marco del Día Internacional del Turismo.

El director regional de Comercio y Turismo de Madre de Dios, Jimmy Layche, dijo que esta celebración es una oportunidad de dar reconocimiento a la cultura ancestral de las comunidades, y para rescatar el valor biodiverso de la cual es acreedora Madre de Dios.

Además, reafirmó que el gobierno regional contempla la reactivación del turismo como una de las actividades más importantes para el movimiento económico regional. Bajo ese argumento, señaló que dicha reactivación se viene desarrollando de manera responsable y de la mano con la promoción de las campañas de vacunación como aspecto clave.

Durante la presentación del festival, se llevó a cabo una exhibición de trajes típicos de la región,  se presentaron platos de la gastronomía regional, trabajos de artesanía confeccionadas por miembros de la comunidad, y danzas tradicionales.

Foto: Bicentenario Perú

El gobernador regional, Luis Hidalgo, calificó la celebración como una medio para  la revalorización y rescate de las tradiciones e identidad de Madre de Dios.

Entre otras de las actividades desarrolladas, destacaron las presentaciones gastronómicas y muestras de innovación culinaria, a cargo de destacados chefs regionales y mujeres de las comunidades participantes. Algunas de las recetas elaboradas con productos locales durante el evento fueron pescado ahumado, causa de yuca rellena de sajino, picuro, entre otros.

El chef amazónico Roy Riquelme destacó que el trabajo de los profesionales de la gastronomía, además de innovar, cumple con el cometido de preservar la herencia culinaria regional para utilizarla como atractivo turístico, y así también promover la reactivación de dicho sector.

Por otro lado, Ruth Tije, representante de la comunidad nativa Arasaeri, invitó a la región a visitar su comunidad, ubicada en el kilómetro 161 de la carretera interoceánica camino a Mazuko, a fin de experimentar de la cocina tradicional que ellos continúan resguardando.

Madre de Dios: “Sine Do End Dari” se celebró con danzas, concursos y representaciones...
Comentarios