jueves. 29.09.2022

Nueve comunidades nativas aún faltan ser tituladas

Las comunidades nativas de El Pilar y Boca Inambari se vieron beneficiadas este último fin de semana con la entrega de los títulos de propiedad de los terrenos que vienen habitando. Estas certificaciones fueron entregadas por el presidente de la Federación Nativa de Madre de Dios, Julio Cusurichi, y funcionarios de la Dirección Regional de Agricultura.
FENAMAD
Imagen : Facebook Fenamad.

Las comunidades nativas de El Pilar y Boca Inambari se vieron beneficiadas este último fin de semana con la entrega de los títulos de propiedad de los terrenos que vienen habitando. Estas certificaciones fueron entregadas por el presidente de la Federación Nativa de Madre de Dios, Julio Cusurichi, y funcionarios de la Dirección Regional de Agricultura.

Cusurichi señaló que aún falta titular a nueve comunidades nativas, cinco de las cuales deben ser entregados este año, y los restantes estarán programados para el 2017. “La entrega de estos títulos garantizan los territorios de las comunidades nativas y les brindan beneficios para acceder a programas sociales del gobierno nacional”, acotó.

Por otro lado, indicó que se acordó, con una comisión del Ministerio de Agricultura, que se destinen fondos y se incluyan a las comunidades nativas en proyectos titulación, agroforestería y saneamiento físico y legal. Asimismo, que se promuevan proyectos de sembríos de cacao y papaya.

También sostuvo que desde el 20 de junio se vienen censando a las comunidades nativas para poder entregarles sus DNI y que se vean beneficiadas con programas como Pensión 65, Beca 18 y Qali Warma. Esto como parte del plan de acción del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social relacionado con la declaratoria de emergencia por contaminación de mercurio en la región.

“Así como está trabajando la FENAMAD, otros gremios también deben buscar alternativas para que esta declaratoria de emergencia sea una oportunidad. Nosotros hemos propuesto proyectos de desarrollo para las comunidades. No hemos pedido que vayan los médicos a pasear a las comunidades, ni que lleven conservas, sino que construyan puestos de salud e incentiven piscigranjas”, agregó Cusurichi.

Nueve comunidades nativas aún faltan ser tituladas