RONAP: Segunda generación de castañeros apuesta por impulsar producto bandera de Madre de Dios

Con innovación tecnológica y empoderamiento de sus socios, los Recolectores Orgánicos de la Nuez Amazónica Peruana (RONAP) estarán presentes en la Expo Amazónica 2019

359
0
Compartir
Socios de RONAP están comprometidos con el desarrollo social, económico y cultural de los castañeros y sus familias. Foto: Difusión.

Cuando la tala y minería ilegal se convirtieron en fuentes de ingresos económicos en Madre de Dios, pequeños grupos de agricultores se mantuvieron reacios a enriquecerse a costas de la depredación de la amazonía.

Uno de ellos fueron los Recolectores Orgánicos de la Nuez Amazónica Peruana (RONAP), quienes desde hace 16 años decidieron unirse para impulsar la castaña a nivel regional y nacional, con certificación orgánica y comercio justo.

Si bien se alcanzó la mencionada certificación, la falta de capacitación e innovación para ir acorde con la demanda del mercado, llevaron por caminos inciertos a RONAP.

En este contexto, en el 2012, Miguel Zamalloa, entonces de 28 años, hijo de una familia dedicada a la castaña y miembro de esta asociación, tomó la decisión de liderar un cambio que no solo entregaría un valor agregado al producto, sino que mejoraría el estilo de vida de sus socios.

Para lograrlo, Zamalloa tuvo que reestructurar las bases y en el proceso encontró en quince de sus socios, quienes se han mantenido de manera ininterrumpida desde su creación, el pilar de su cometido y lo que él llama el “concepto RONAP”: personas comprometidas con el desarrollo social, económico y cultural de los castañeros y sus familias.

Además del equipo técnico conformado por Yackxeri Vela, Biviana Calle, Junior Huamaní, Frank de la Barra, Oscar Rodríguez y Christian Palomino, Zamalloa consideró necesario trabajar el lado emocional de los asociados. Por eso se elaboró una estrategia de apoyo social, que consistieron en un fondo de salud, asistencia integral, seguimiento de sus necesidades y, principalmente, alternativas de desarrollo con las cuales lograr restituir la dignidad y reivindicar los derechos de los cuidadores y cuidadoras del bosque.

Consolidado el equipo de trabajo y gracias a sus aliados estratégicos, como el Servicio Forestal y de Fauna Silvestre (Serfor), Sierra y Selva Exportadora, del Ministerio de Agricultura y Riego; Asociación para la Conservación de la Cuenca Amazónica (ACCA); y Profonanpe, han logrado exportar castaña orgánica.

El primer destino fue Italia, junto a la Asociación Forestal Indígena Madre de Dios (Afimad) y la Asociación de Castañeros de la Reserva de Tambopata “Los Pioneros” (Ascart), en julio del 2018. Luego, 16 toneladas a EE.UU, en abril último. Actualmente gestionan un nuevo envío para Francia, que esperan concretar este mes.

El siguiente paso de RONAP es implementar sistemas agroforestales para recuperación de suelos degradados, no solo con castaña, también se tiene pensado introducir la producción de cacao, copoazú, Sacha Inchi, aceite de copaiba, entre otros que darán rentabilidad al bosque mediante un sistema agroforestal.

Asimismo, ingresar a nuevos mercados internacionales sigue siendo el objetivo a largo plazo de RONAP. Sin embargo, explica el encargado de Comercio Internacional y Marketing, Christian Palomino, tienen el compromiso de «impulsar el consumo nacional y dar a conocer el producto bandera de Madre de Dios a todo el Perú”.

Para ello, esta en ejecución la venta de castaña y derivados en ferias ecológicas y ecomarkets en Lima, y, próximamente, en Cusco.

Expo Amazónica 2019

Será la tercera vez que RONAP participará en una Expo Amazónica. A diferencia de las anteriores ediciones (2013 y 2018), esta vez lo hacen con nuevas ideas, después de participar de la feria internacional más importante de productos orgánicos: BIOFACH, desarrollada en Nuremberg (Alemania), en febrero de este año.

A Iquitos llegará la castaña deshidrata, en sus presentaciones de 75 y 250 gramos, y el aceite natural del mismo fruto. Las encargadas de dar a conocer las bondades del producto bandera de Madre de Dios son Yackxeri Vela y Biviana Calle. “Nosotros queremos llegar al comprador y que se sienta identificado al consumir este producto, que conozcan la historia detrás de la actividad”, explicó Vela.

Respecto al aceite de castaña, el encargado de la producción de RONAP, Junior Huamaní, menciona que es posible por el convenio con la Escuela Profesional de Agroindustria de la facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional Amazónica de Madre de Dios (Unamad), que permite el uso de sus instalaciones para el inicio de la transformación a aceite virgen.

Conocedor de las pericias que vivieron los castañeros, Huamaní disfruta de su trabajo, del proceso y transformación de la castaña a aceite virgen en envases de 250 ml. “Uno se siente bien, porque transforma el producto de los propios extractores”, apunta.

La novena edición de la Expoamazónica, la feria más grande de oportunidades de la Amazonía peruana, se realizará del 15 al 18 de agosto en las instalaciones del colegio Mariscal Oscar R. Benavides, en Iquitos.

RONAP contará con un stand gestionado por Sierra y Selva Exportadora, y llegará a la ciudad de Iquitos con un vuelo chárter del Gobierno Regional de Madre de Dios.

Comments

comments

No hay comentarios